Oliverio_guatemala_special_needs__5_.jpg
Oliverio_guatemala_special_needs__1_.jpg
Oliverio_guatemala_special_needs__2_.jpg
Oliverio_guatemala_special_needs__3_.jpg
Oliverio_guatemala_special_needs__4_.jpg

Amor por la Vida

Oliverio, 20, Guatemala

Oliverio* llegó a NPH Guatemala en 2005 cuando tenía ocho años. Él sufre de condiciones médicas crónicas extensas.

Oliverio puede usar sus brazos y sus manos y puede comer por su cuenta, pero lo que otros pueden pensar que son movimientos básicos resulta agotador para él. Después de muchas terapias, Oliverio ahora puede decir algunas palabras como "Sí" y "No", y él sabe la mayoría de los colores. Para expresarse y decir los nombres de sus amigos y tíos, utiliza una variedad de diferentes sonidos y signos de mano. Cuando hablas con Oliverio, él te entenderá muy bien y responderá dentro de sus habilidades y gestos. Así es como puede decirte lo que quiere o lo que no quiere, si siente frío o calor, si tiene una pregunta. Incluso puede contar y poner números en el orden correcto. Su nueva tableta tiene una aplicación increíble que le permite comunicarse aún más, y también le ayudará a obtener su trabajo de ensueño en la "Tienda Sonrisa".

Oliverio está siempre feliz, tiene una actitud muy amable y un gran corazón. Disfruta de sus diferentes terapias; Tiene la terapia del lenguaje y la fisioterapia dos veces por semana y la terapia con caballo una vez por semana. Oliverio está motivado para participar en actividades grupales y le encanta jugar con otros niños y adultos a su alrededor. Oliverio es siempre el primero en el aula cuando comienza la escuela. En septiembre de 2016, ganó el premio anual de evaluación de los estudiantes y condujo con orgullo a los alumnos en el desfile a San Andrés Itzapa.

El amor de Oliverio por la vida siempre se muestra a quien lo conoce. Siempre está dispuesto a ayudar con tareas como doblar la ropa o limpiar la mesa después de comer. Le encanta escuchar música o leerle a otros. Recibió una nueva silla de ruedas en 2013, que le permite moverse bajo su propio control. Después de la escuela disfruta de la naturaleza y estar fuera con sus amigos. Él tiene el fuerte deseo de aprender continuamente, mejorar sus terapias, ser lo más independiente como sea posible y traer alegría a sus muchos amigos en el hogar.

*Los nombres se han cambiado por razones de privacidad.
Escrito por: Thomas Hartig - Oficial de Comunicación

Casa Sagrado Corazón - NPH Guatemala

Es el hogar de 11 niños con necesidades especiales que reciben cuidado de un personal cualificado. Apoyando a la Casa Sagrado Corazón ayudarás a que niños como Oliverio reciban el cuidado y la atención necesarios, desarrollen sus habilidades y consigan ser todo lo independientes que puedan en su futuro.
Apoya este proyecto

Siguenos en facebook de NPH
Noticias fundacion NPH
Voluntario en latinoamerica
 

Financia Un Proyecto

Gracias a nuestros donantes podemos seguir creciendo

Haití - Programa contra la Desnutrición

Ayúda a nuestros niños a crecer fuertes y desarrollarse para su futuro

El Salvador - Educación Universitaria

Apoya a nuestros universitarios a alcanzar sus sueños