Cumpleaños y crisis en Haiti

Gena Heraty lleva más de 30 años cuidando de los niños más vulnerables de Haití. Gena abrió el programa St. Germaine para ayudar a los niños con necesidades especiales y ofrecerles terapia y rehabilitación. Gena cumplió 50 años este mes y nos compartio sus reflexiones y la situación de crisis actual en Haití. 

Estoy sentada aquí en Kay Christine y, aparte del gato que está aquí, está bastante tranquilo. Algunos de los niños están comiendo, las niñas están en el balcón arreglándose las uñas y los niños están sentados mirándolas. 


Siento que tengo muchas cosas que decir, pero no sé por dónde empezar. ¿Comienzo con los neumáticos que están quemando ahora en Petionville debido a la actual crisis de combustible? ¿Comienzo con algunos de los increíbles progresos que hemos presenciado con algunos de nuestros niños? Tal vez debería comenzar diciéndo que mi cumpleaños fue la semana pasada. El 7 de septiembre cumplí 50 años, qué honor llegar a esa edad, muchos no llegan allí. Tuve un día estupendo con los niños y amigos y me sentí muy amada y apreciada. Tan pronto como me levanté de la cama hubo cantos, abrazos, besos y risas.

Rose Therlie, una de las niñas, vino cantando con un regalo y tuve mucha curiosidad por saber cómo logró conseguirme un regalo. En realidad había tres, uno era un marco de fotos (obviamente un regalo que ella misma había recibido antes), otro parecía un peluche pero no lo era y todavía no estoy segura de saber qué es, creemos que es algo que sacó del soporte de una silla de ruedas. Cuando le pregunté a Therlie qué era, ¡dijo que era un oso de peluche! Y el tercero era una carta, no una carta cualquiera. Era una tarjeta de cumpleaños que yo le había escrito para su cumpleaños en 2013. Dios bendiga a Rose Therlie, tiene un corazón de oro y ningún regalo podría ser tan especial como los que me dio. Yvonne, otra de las niñas, comenzó a cantar para mí cuando salió de la ducha y se pasó todo el día cantando y dándome besos. 

Como Indira, Venica y Thoniel cumplen años en septiembre, también fueron celebrados y no hace falta decir que esto sumó a la emoción. Resultó que había 3 pasteles de cumpleaños, dos grandes y uno muy especial, un pastel casero sin gluten, hecho por Michelle, un maravilloso terapeuta de Dundalk.

¿Y qué hay de Haití?. Las cosas realmente no son fáciles en estos días. Desde hace casi tres semanas estamos en medio de una crisis de combustible. Básicamente porque no hay suficiente combustible en el país y durante días la gente está luchando por obtener diesel o gasolina. En términos prácticos, ¿qué significa esto? Significa que las gasolineras permanecen cerradas porque no tienen diesel o porque incluso si una o dos tienen combustible, permanecen cerradas porque no pueden hacer frente a la demanda. Si abren habrá disturbios cuando la gente desesperada intente obtener combustible. Sin gasolina significa que no hay transporte público. Ningún transporte siginifica más dificultades e incluso la muerte. ¿Por qué? Déjame intentar explicarte.

Nuestro hospital de adultos estuvo casi vacío de pacientes en las últimas dos semanas. No estaba vacío porque no había necesidades, porque no teníamos combustible para hacer funcionar los generadores o por falta de oxígeno o suministros. De hecho, nuestros hospitales siempre permanecen abiertos, no importa cuán malas sean las circumstancias. La mayoría de los otros hospitales no pueden funcionar incluso estando más estable. Con frecuencia, los hospitales públicos se quedan sin cosas básicas, como guantes, gasas, agujas, oxígeno y electricidad. Voy a decirlo de nuevo: con frecuencia los hospitales públicos se quedan sin lo básico. Pensarlo por un minuto: ¡un hospital estatal general no tiene lo básico! Eso dice mucho sobre el estado del país. 

¿Pero entonces, por qué estaba casi vacío nuestro hospital? Porque los enfermos no pueden llegar. El transporte público no puede funcionar sin combustible. Las gasolineras que funcionan, aumentan los precios porque compran diesel en el mercado negro por el doble del precio normal. En consecuencia los enfermos no pueden llegar al hospital. 

Entonces, ¿qué pasa con la madre embarazada que necesita desesperadamente un cesárea? ¿Qué pasa si una personas tiene un derrame cerebral? (Los accidentes cerebrovasculares son la mayor causa de muerte entre los adultos en Haití). ¿Qué pasa con los niños con neumonía (uno de los mayores riesgos en niños menores de 5 años)?

Puedes imaginar fácilmente lo que pasa. Porque cuando no hay combustible no hay forma de ir a ninguna parte que no esté a poca distancia. Aquellos que no mueren en casa, terminan en el hospital días después, una vez que hay combustible disponible, y llegan medio moribundos o peor. ¡Es desgarrador!

"Aquellos que no mueren en casa, terminan en el hospital días después, una vez que hay combustible disponible, y llegan medio moribundos o peor."

Con frecuencia, el personal y los pacientes tienen que esquivar balas y piedras y negociar bloqueos de carreteras y barricadas en llamas a medida que van y vienen todos los días. El verano ha sido relativamente tranquilo.

Lamentablemente, la escasez de combustible y la tasa de inflación (un aumento del 19% desde enero de este año) y la devaluación de la moneda gourde han provocado el reinicio de las protestas y la falta de combustible ha significado que muchas escuelas aún no puedan reabrir.

Muchos de los que leeis esto tenéis hijos en el colegio. ¿Cómo fueron las semanas antes del inicio de clases? Poner a los niños en la escuela aquí es muy difícil para los padres, muchos están desempleados sin asistencia social o beneficios de salud. En NPH St. Germaine, nuestra escuela de necesidades especiales nos impresionó mucho la semana pasada porque si teníamos alumnos. Los padres hicieron un gran esfuerzo para traerlos.

En St. Helene, la escuela estaba llena de niños, un completo contraste con el centro de la ciudad. Todos relucientes en sus nuevos uniformes. Cuando veo a todos los niños de la escuela de NPH, felices y llenos de energía, llenos de potencial, me llena de esperanza. Eso es lo que pasa en Haití: tantos contrastes. Para cada desastre siempre existe el potencial y la posibilidad de mejorar las cosas. Más de 600 niños de la comunidad vienen a nuestra escuela de NPH en Kenskoff, esta es una gran oportunidad para las familias locales porque nuestra escuela solo solicita tarifas mínimas. No solo eso, sino que es una muy buena escuela, por lo que los niños reciben una buena educación.

¿Qué es lo siguiente para Haití? No tenemos idea. La oposición está pidiendo otro cierre del país, en protesta por la falta de combustible, el costo de vida y la evidente corrupción. Mucha gente está cansada. Es difícil no estarlo. A una de nuestras terapeutas la robaron ayer a punta de pistola. Lamentablemente esto sucede todo el tiempo ahora. Nadie tiene ahorros, así que puedes imaginar que catastrófico es esto. Los colegas de trabajo desde hace mucho tiempo comparten sus preocupaciones con nosotros, ya que simplemente no pueden ver un futuro para sus hijos. Las buenas personas que trabajan duro están comenzando a desesperarse. Es muy triste.

De alguna manera tenemos que encontrar una manera de mantener la esperanza. Tenemos que seguir encontrando la fuerza y ​​el apoyo para seguir haciendo lo que estamos haciendo, y más. Lo que hacemos es importante y hemos encontrado formas de ser una luz en la oscuridad. De todos modos, voy a terminar con esto. "Cuando llueve busca arcoiris, cuando está oscuro busca estrellas."

En mi vida soy bendecida porque muchas veces los niños y jóvenes con los que vivo son mis arcoiris y mis estrellas. Una y otra vez nos inspiran. Superan tantos desafíos y son la prueba viviente de que nunca podemos perder la esperanza. Estos son días oscuros en Haití. Mucha gente necesita encontrar arcoiris y estrellas. 

Vuestro apoyo nos permite marcar la diferencia. Tu apoyo envía a niños a la escuela. Tu apoyo mantiene a los niños sanos y les da una infancia. Nunca subestimes cuánto apreciamos tu apoyo. ¡Nunca subestimes cuánto dependemos de ello! 

- Gena

Hogar infantil NPH Haiti | NPH Spain

Ayuda a haití

Colabora con una cantidad mínima de 10 euros al mes para que nuestros programas de Haití puedan atender a más de 1000 niños

Combatir la desnutrición infantil en Haití | NPH Spain

Apadrina

Apadrina a un niño y ayuda a que tenga una educación, comida y salud. ¡Apadrina y sé parte de la familia de NPH!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *