rick_haiti_earthquake.jpg

Aniversario del terremoto de Haití

Hace 9 años un terremoto devastó Haití dejando más de 200mil muertos. Hoy el pueblo haitiano sigue luchando con esperanza

Querida familia y amigos,

Cuando Haití fue devastado por el infame terremoto de 2010, el mundo no había tenido un desastre similar desde los bombardeos atómicos de Hiroshima y Nagasaki, en 1945. También fue uno de los primeros desastres en la era del móvil y de la mensajería instantánea. El tamaño del desastre y la facilidad de comunicación instantánea en todo el mundo, despertó conciencia y preocupación inmediata de forma universal, y una gran movilización para ayudar ante el sufrimiento.La devastación en Haití fue similar a la destrucción de una guerra, con 200.000 edificios y viviendas caídos, y más de 230.000 muertes. Desde que el terremoto azotó la zona más poblada de Haití, más de 2.000.000 de personas se vieron gravemente afectadas y 300.000 sufrieron heridas graves.

Cuando vemos tantos números de destrucción, tendemos a congelar nuestras mentes y corazones. Es difícil entender la cantidad de personas que murieron durante las Guerras Mundiales, incluidas las muertes indescriptibles, que suman millones, durante el holocausto. Cómo imaginar los números masacrados en Ruanda en 1994, o los cientos de miles que murieron en el terremoto y el tsunami, en el Océano Índico en 2004. Todo parece demasiado surrealista, como para poder afectarnos.

Y, sin embargo, la tristeza nos llega.

Muchos de ustedes que leen estas palabras comparten nuestra pena por la pérdida de seres queridos, amigos y familiares, cuya brutal forma de morir ha dejado nuestros corazones conmocionados y vacíos.

Muchos de ustedes vinieron aquí, para ayudar a las víctimas. Vinieron a ayudar a salvar a los moribundos y a enterrar a los muertos. A compartir comida, ropa, agua, y también a compartir lágrimas y esperanza. Creo que nos inspiramos en la profunda fe de las multitudes de sobrevivientes sin hogar, en sus lamentaciones e himnos de súplica, desde sus tiendas improvisadas en bulevares, en las plazas de las ciudades y en todas partes.

Nos inspiramos en el heroísmo que no pudo ser ideado por el novelista más astuto: padres cavando entre los escombros en busca de niños atrapados con manos desnudas y sangrientas, cargando con sus niños heridos sobre sus espaldas también heridas al Hospital St. Damien, y en el personal del hospital quien, a pesar de sufrir sus propias heridas y tristezas, trabajó durante mucho tiempo en turnos de día y de noche para ayudar a las interminables filas de personas que corrían a nuestro nuestro cuidado, aplastados y agonizantes.

Fué un tiempo de oscuridad y, sin embargo, un tiempo de gran luz. Un tiempo de enorme tragedia y también de un heroísmo increíble.

"Nos inspiramos en el heroísmo que no pudo ser ideado por el novelista más astuto: padres cavando entre los escombros en busca de niños atrapados..." 

El 12 de enero, volveremos a colocar una corona de flores donde estuvo nuestro antiguo Hospital St. Damien, que estuvo sirviendo con orgullo durante muchos años y que se derrumbó completamente en 34 segundos, el día del terremoto.

Behandlung von Cholerapatienten durch nph.

Ofreceremos todas las oraciones por los fallecidos, especialmente por los voluntarios Molly Hightower y Ryan Kloos, quienes murieron en nuestro antiguo hospital. Oraremos en acción de gracias por la supervivencia de Erin Kloos, el Dr. Manuel Castro y Raquel, quienes se salvaron de la muerte en ese mismo lugar, ese día.

Por la tarde, celebraremos una misa en Titanyin, sitio donde se encuentran los cientos de personas que enterramos nosotros mismos a lo largo de aquellos días, y donde hemos celebrado muchas más misas para incontables muertos, que descansan allí, cerca del mar.

Por favor, únase a nosotros en espíritu, en sentimiento y en oración, mientras revivimos el noveno aniversario de nuestro gran dolor nacional. También aprovechamos la oportunidad para reavivar nuestra más profunda gratitud y lazos de amistad con ustedes, por el amor, la solidaridad y por su ayuda tan generosa.

Rick Frechette

12 de enero de 2019, Puerto Príncipe

voluntario-boton.png
Apadrina un niño en Latinomerica
visita el blog de NPH
 

Más preguntas sobre NPH?

Nos gustaría informarte lo mejor posible y por eso estamos a tu disposición para responder tus preguntas sobre un proyecto en concreto o las necesidades de nuestros niños.

93 434 20 29
Horario: L-V de 9-14 / 15:30-18:30
Escríbenos un email